Un matrimonio australiano desarrolló una alternativa nueva y sostenible al plástico para cubrir alimentos: envolturas hechas de cáñamo.

Estas envolturas están creadas a partir de hemp y cera de abejas locales. Son totalmente orgánicas, antibacterianas, antifúngicas, resistentes al agua y sostenibles.

Su negocio también ofrece jabones y papel de cáñamo artesanales.

También te puede interesar:

Maxine Shea cuenta que la motivación para iniciar su negocio, Hemp Collective, fue llevar una vida saludable y libre de tóxicos. La idea nació casi al mismo tiempo que el matrimonio se inició en la paternidad. En el primer año de vida de su hijo, le diagnosticaron una forma grave de eccema y se hizo evidente que los alimentos y productos cotidianos que usaban en realidad no eran tan seguros como pensaban. Casi al mismo tiempo, la salud de Maxine había comenzado a declinar rápidamente.

Un día, Mike la encontró en el suelo del baño, incapaz de moverse, con el bebé llorando a su lado. Después de pruebas exhaustivas, le diagnosticaron un tumor cerebral.

Tras probar varios tratamientos infructuosos, el matrimonio dio en Nueva Zelanda con el CBD y Maxine comenzó a sentirse mejor: sus niveles de energía y vitalidad aumentaron notablemente, sin mencionar una reducción significativa en la velocidad a la que su tumor crecía.

“Este fue quizás el ímpetu detrás de la idea de Hemp Collective”, afirma Maxine.

Posteriormente, en una parcela de tierra en Mullumbimby, comenzaron a preparar su primera cosecha de cáñamo industrial para cultivar semillas de cáñamo y elaborar aceite; ambos con propósitos alimenticios (no para CBD o THC).

Las semillas y el aceite de cáñamo son considerados como un excelente alimento debido a su gran cantidad de nutrientes, rico en ácidos grasos poliinsaturados que se consideran esenciales para el funcionamiento de los músculos y los receptores nerviosos, como el ácido linolénico, linoleico y alfa-linolénico. Las semillas de cáñamo sin THC contienen todos los aminoácidos considerados esenciales para la síntesis de proteínas por el cuerpo.

En cuanto a las envolturas, el matrimonio unió esfuerzos con los apicultores locales e infundieron cera de abeja con aceite de coco orgánico, resina de pino (también local), y, por supuesto, cáñamo.

Maxine explica:

“Se nos ocurrió la envoltura de cera de abeja de cáñamo porque estamos tratando de eliminar el plástico dentro de nuestro negocio. […] Creo que es importante hacer eso por la sociedad. Hay tantas cosas con el plástico en este momento que es un producto insostenible y está matando a mucha vida silvestre”.

De acuerdo con Maxine, las envolturas son perfectas para almacenar alimentos y mantener productos frescos, desde verduras y frutas hasta flores y almuerzos para niños. La lista de usos para las envolturas es muy diversa, pues se pueden moldear en forma de bolsas o conos; son fáciles de usar, resistentes al agua y lavables.

En cuanto al papel de cáñamo, lo comercializan como invitaciones para bodas y eventos especiales y tarjetas de presentación.

Los jabones incluyen ingredientes como aceite de coco orgánico prensado en frío, agua purificada, aceite de semilla de cáñamo y manteca de karité orgánica sin refinar.

En un futuro próximo esperan lanzar su gama de champús y acondicionadores de cáñamo. También tienen programado un bálsamo curativo.

También te puede interesar:

Si te sirvió esta información, comparte tu experiencia con nosotros en redes sociales. Si prefieres permanecer anónimo, escríbenos un correo electrónico aquí. Queremos escucharte.

Colabora con nosotros. Envíanos tus artículos haciendo clic aquí.

Fuentes: hempcollective , ministryofhemp , ecocosas

Imágenes: cannabismagazine , canamo , organicusweb

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí